martes, 21 de junio de 2016

un poema de margarita ferreras

Huelo estas lilas
y desandan mis venas
la mitad de mi vida.

Era mi carne intacta
desnuda transparencia
incolora del agua.

Y removéis el poso
siervas de los sentidos
de los ecos remotos
en delicia presente.